jueves, abril 12, 2007

el mercado

Ha llegado el momento.
Me levanto, tranquila,aliso mi falda y me dirijo al estrado.
Los aplausos se multiplican y me pregunto qué es lo que hago aqui.
Estoy cansada de lo superfluo que puede llegar a ser la vida. Volver a la multitud es imprescindible para obtener las ayudas necesarias. Pero cuesta el hastío que me invade en cada acto social.
Voy a decir dos palabras y me marcharé como siempre.
Acoplo el micro y levanto los ojos. Son muchos los que han venido esta noche y en cierto modo les estoy agradecida.

-"Señores, señoras....Buenas noches a todos.Soy Françoise Marchand.
Seré breve porque prometí ser parca en palabras para no aburriros.
Ante todo quiero daros las gracias por vuestras presencias y como no, por las aportaciones tan generosas.
Todos me conocerán por mis obras, mis contribuciones, por mi lucha por la igualdad.
Todos sabéis que os hablo de una larga carrera que no ha llegado aún a su fin.
Es necesario que muchos aporten su vaso de agua para poder llenar todos los pantanos que he encontrado a mi paso.
No descansemos en esta lucha y hagamos realidad esta sed que el hombre provoca.
Os vuelvo a dar las gracias y que la noche os aporte un poco de paz ."

La placa es sencilla. Vuelvo a releer lo grabado: XXº edición. LA MUJER DEL AÑO 2007.
Sonrío, la mujer del año, la mujer del año, me repito.
Y me percato que ella aprueba con la mirada.
Entonces decido dar media vuelta y relatar lo que vi en sus ojos.
-"Humm..... Sin embargo,. he decidido rechazar este premio, pues sé que no me corresponde.
Esta noche, por un instante dejaré de ser yo y hablarán los ojos que vi una noche de verano en Bangkok, unos ojos que me dijeron el porqué deseaban morir.
Yo, sólo seré la boca de Thani".

Junto mis manos y con un leve saludo le digo ¡Wai!

-"¡Sálvame! Soy Thani, hija de Shakon y Si Mat. Hace trece años que nací.
Fue un día caluroso, me contó mi madre.Un día triste, me contó mi padre cuando vió que era una nueva niña quien nacía.
Una boca más que nutrir, dijo, pero que podrá tener un buen precio de mayor.
Cuando crecí mi padre me explicó el porqué de mi vida. La vida es cíclica. Unos nacen ricos y poderosos, otros deben limpiar su karma.
Yo era una intocable, ahora todos me tocan.
Así, los años pasaron donde faltaron los abrazos que ahora me sobran, donde faltaron los besos que ahora desprecio.
Hace dos años, vinieron a por mi. Me llevaron sin más. Mis padres bajaron la mirada.
Siempre dijeron que es mejor cerrar los ojos, dejar de amar.
La vida es demasiado difícil para vivir. Pero yo, yo me sentí decaer. No quería partir.
El primer día que me acariciaron lloré, el primer día que me violaron, vomité. Después vinieron otros y otros.
Ahora ya no siento las manos, sólo sonrío. Debo sonreír porque sino esos hombres son malos.
Me acuesto todas las noches pensando que Shiva vendrá esta noche y me dirá "Thani, has limpiado tu karma. Ven conmigo a descansar".
Pero el horror vuelve de nuevo cada mañana cuando aparece el sol.
No me gusta pasearme por el PatPong.
Hay demasiada gente y señoras que se rién cuando nos ven pasar. Entonces, horrorizadas se cojen del brazo del hombre que llevan al lado.
¡ Horrorizadas, que sabrán ellas del horror!
Ayer dejé de ser niña y no quiero tener un bebe como Noré. Ya no sé donde está Noré. Ha desaparecido y nadie sabe de ella.
Pero hoy te veo a ti y he decidido gritar ¡Sálvame!"

-"Señores, señoras. Hoy entre nosotros se encuentra Thani.
Representa la sobrevivencia, la cual ha sabido trasmitir a todas aquellas niñas que conseguimos alejar del dolor gracias a todos vuestros esfuerzos.
Thani, tu premio."

La miro, de nuevo, junto mis manos y con un leve saludo le digo ¡Wai!

1 comentario:

amoremachine dijo...

jodel, te explicas a las mil maravillas,
tus textos son fotografias
de colores...