viernes, agosto 03, 2007

Fluye

Fluye el ansia
de volver a ser
la niña que reía
entre abrazos.
Sangra, el alma,
lágrimas que supuran
putrefactos momentos,
de la niña
que llora el olvido.

Fluye el agua
de volver a ser
la isla que forma
mi vida.
Agua salada
que mata,
esperanzas
de ser-me.

Fluye la vida
entre tus manos
descompuestas
y muertas
por el tiempo
de ser-te.

4 comentarios:

José Camúñez dijo...

Yo también ansío lo mismo.

Pero mi vida no fluye, se estanca corrompiéndome el alma.

Soberbio poema, como es habitual en tí.

RocanLoveR dijo...

Todo fluye, nada se pierte y todo se transorma, no hay quietud absoluta...

Que fluya nuestro Ser en nuestras propias manos.

Abrazos, amiga mia :)

Horacio Fioriello es Altamira ( un Juan de los Palotes) dijo...

Y en su fluir, como los Rios de Heráclito, nunca nuestra vida sera la misma
poema total!
Besos Camen

carmen dijo...

Jose todo es cíclico, tras la vida, la muerte, después la vida....No creo en tu estancamiento mortal si eres capaz de conmover con tus creaciones.
Marina, Horacio, estáis "plateando" mi vida poco a poco...gracias por estar.