martes, agosto 21, 2007

No entiendo

(Me entero esta mañana que una funcionaria en Perú se dedicaba a guardar en su casa parte de las ayudas llegadas; dichas ayudas que no llegan al pueblo y se amontonan en hangares. Me entero esta mañana que en Argentina, los indígenas se mueren de hambre, ya van 11, porque las ayudas no llegan. África, Asia.....dónde mire sólo veo dolor).



La noche amarga ha vuelto a mi alma;
daños colaterales mezclados con lesiones mortales.
No entiendo el motivo,
no entiendo el dolor.
Mi Dios me abandonó por una causa más justa
Y paso a paso busco sentido al sufrimiento.
Tu que me miras,
explica a mi pueblo el daño que hice.
No entiendo la palabra,
no entiendo la espada.
Tiendo mi mano sin encontrar apoyo
y vuelvo a caer en la noche más oscura.
Mi pequeño Dios me mira y espera...nada más.

6 comentarios:

amoremachine dijo...

NO TE FALTA RAZÓN

...bueno...si mi mano
vale de algo...pues allá va..


que bien volver a recibir aliento tuyo.

gracias guapa.

BSOLES

La Filistea dijo...

Hay muchas cosas que uno no entiende, quisiera una respuesta inmediata junto con la solución .

Yo te digo lo mismo que amoremachine, si mi mano o apoyo virtual sirve de algo va'pallá.

saludos.

Namasté dijo...

Hay tantas injusticias que se aprovechan de las desgracias ajenas que...

También las ONG's, ayudas humanitarias...etc llegan deterioradas y en menor medida que fueron enviadas...y es que muchos aprovechados roban lo que pueden a expensas del sufrimiento de los demás...

Asi va el mundo.

Mari Carmen dijo...

Bueno, amiga, ese es el pan nuestro de cada día. Gentuza que se aprovecha del mal de los demás. Es una pena, pero nada nuevo bajo el sol.

Un abrazo,

RocanLoveR dijo...

Es doloroso tomar conciencia de ello, pero así es el mundo que vivimos, que se cae a pedazos por sufrimientos ajenos y compartidos, y yo me fascino de encontrar personas como vos, que pudiendo inclinar la mirada hacia otro lado, escojen no olvidar y recordar lo que también sucede entre nuestros pares...

Todos podemos hacer algo, aunque parezca tan pequeña nuestra ayuda, actuemos!

Un abrazo, carmen..

carmen dijo...

Amore, Namasté, M.Carmen, Marina, Filistea....gracias por estar y por compartir vuestras inquietudes.

Pero pequeñas manos pueden cambiar el giro de este planeta.
Abrazos igualmente.